¡La anarquía funciona!

Posted on Actualizado enn

La anarquía no muere en boca, prevalece en manos activas” – Mauricio Morales Duarte.

Siembra-rebeldía-282x194

Estas líneas están dedicadas a todas esas personas que a lo largo de la historia de la humanidad han transitado por los caminos de la libertad y la solidaridad, construyendo la anarquía en claro antagonismo hacia la autoridad.

Hoy, y para sorpresa de muchas -entre cultores-apologetas de la civilización, criminales de guerra, perdón, neoliberales, posmodernos, políticos narcoparafascisconservadores, marxistas-leninistas-estalinistas-maoístas (en fin todos los istas habidos y por haber), socialdemócratas, abanderados de la razón y portadores/as de la verdad revelada- sostenemos, insistimos y les mostramos que la anarquía funciona, que son miles de ejemplos de prácticas anárquicas y/o antiautoritarias las que se han extendido a través de la historia, tal como lo muestra el interesante libro del norteamericano Peter Gelderloos, del cual me baso para redactar estas breves líneas.

Es común escuchar entre la gente la supuesta naturaleza del egoísmo, de la competitividad y de hasta el mismo patriarcado, basándose, claro está, en la impuesta historia occidental, es decir en la historia de las y los vencedores, aquellas propiciadoras del despojo y la usurpación. Pero esto no es así y los hechos nos lo demuestran, sin la cooperación, la ayuda mutua y la solidaridad difícilmente estaríamos por estos lares, estos últimos principios fundamentales para la consecución de una existencia plena en total armonía/conflicto con el entorno. Lo que lleva consigo la negación rotunda del capitalismo que impulsa el darwinismo social más descarado o lo que en términos más coloquiales se conoce como: “la ley del más fuerte” y que desencadena la fractura del tejido social-comunal. Cabe resaltar de este modo ejemplos prácticos de la puesta en práctica de la cooperación, la ayuda mutua y la autogestión: Los Mbuti o los Semai: sus experiencias con las economías de regalo/intercambio y sus formas organizacionales sin gobierno, que demuestran que esa tal naturaleza de la que tanto alardean algunos/as no existe y que en cambio practicas antiautoritarias han estado presentes motivando la constante transformación de las relaciones sociales. Cabe resaltar también el importante papel que han jugado las sociedades que prescinden del patriarcado en su forma organizativa y constituyen vivos ejemplos de equidad de sexos/igualdad de género como en el caso de los Haudennosaunne del este de Norteamérica y su sociedad igualitaria matri-lineal.

¿Qué las decisiones sobre nuestras vidas y comunidades han sido monopolizadas por el estado y el capital? Claro que sí, y esto debido a que nos lo han impuesto por medio de diversos mecanismos coercitivos o con la aceptación voluntaria de la gran mayoría, pero vuelvo y me remito a la historia, la mayoría de las sociedades/comunidades que han existido lo han hecho sin la existencia de un estado, varias de ellas a través de las decisiones consensuadas tomadas en asamblea sobreviven aun en nuestros días o los claros ejemplos de organizaciones anarquistas que se basan en ejercicios de autonomía y autodeterminación, sin la existencia de intermediarios, lo que comúnmente conocemos como autogestión. Ejemplos de estos últimos hay hartos, por lo que ha sido una constante dentro del amplio movimiento anarquista: la CNT, la KACF coreana, entre otros, donde se toma la asamblea como organismo decisorio donde puedan participar los diferentes estamentos que la definen sin centros directrices, ni liderazgos ficticios. Hablar de decisiones y más desde el anarquismo se puede tornar un tanto complejo en cuanto a la capacidad de materializar esas decisiones, donde lo que debe primar efectivamente es el compromiso con el que se asume la decisión y que lleva implícito un principio que no debe ser separado de la libertad que es la responsabilidad. Si evidentemente no se aplican esos principios base se puede presentar el hecho de la centralización, tanto en la toma de decisiones y la ejecución de las mismas o presentarse dado el caso, conflictos que afecten el entramado comunal/social donde se desarrolle, son estos conflictos los que deben dar paso para que se fortalezcan las afinidades y lazos grupales/comunales, mediante la resolución de los mismos con la activa participación de todos los miembros, aclarando acertadamente que se prescinde de cualquier herramienta de la cual se vale la tan mentada, violada y magullada democracia, contraponiendo a ello la horizontalidad, el debate, el consenso, en fin La autogestión.

La economía como aspecto preponderante y fundamental de cualquier forma de organización social no está exenta en los postulados anarquistas desde los cuales se encuentran propuestas y prácticas que atraviesan el aspecto de la economía, creando ruptura clara y antagónica con el sistema económico imperante: el capital. Dentro de lo económico podemos considerar diferentes conceptos que son necesarios para interpretar y luego transformar la realidad social, en ese sentido nos cruzamos con conceptos tales como trabajo, salario, tecnología, entre otros. Es claro para todo el movimiento anarquista la necesidad de abolir el trabajo asalariado, considerándolo base fundamental de la explotación y la opresión a través de la historia. Podemos ver nuevamente que esto se ha intentado practicar en diferentes espacios, como por ejemplo las okupas europeas “sociedades sombra”, donde se trabaja en base a la constitución del espacio y no vendiendo su fuerza de trabajo al capitalismo, esto solo por mencionar uno de los casos que más llaman la atención, puesto que hay infinidad de ejemplos donde se prescinde del trabajo asalariado: como la toma de las fábricas y las tierras por las obreras y labriegas, las redes de trueque o como ya lo mencionaba anteriormente, las economías de regalo. Igual desde las diversas vertientes del anarquismo se han desarrollado diferentes teorías sobre economía, las cuales mencionaré, muy brevemente, las más relevantes (mayor acogida), puesto que son temas que dan pie para un análisis mucho más profundo que el que pretendo dar acá en cuanto a la funcionalidad de la anarquía; el cooperativismo fundamentado principalmente en los postulados del filósofo francés Pierre j. Proudhon, el colectivismo basado en las teorías de M. Bakunin o el anarco-comunismo apoyado en las afirmaciones del ruso Piotr Kropotkin.

Es clara la relación entre el desastre ecológico-ambiental que vivimos y el sistema de miseria y explotación que lo efectúa, mediante las diversas herramientas de las que se sirve como la tecnología compleja, la urbanización y la mercantilización desenfrenada a la cual se les rinde culto hoy en día desde diversos espacios cobijados por los discursos de moda como el posmodernismo, la globalización y la era de la información. El ecocidio que presenciamos es clara consecuencia de la devastación propia de este sistema, que basándose en “la razón instrumental”, desenvuelve la desastrosa separación entre la especie humana y la naturaleza, sirviendo esta última a los designios catastróficos de la civilización del progreso. Desde el anarquismo, como claro movimiento anticapitalista, se rechaza y crea ruptura con estas concepciones que llevan poco a poco a este mundo hacia su desaparición, son diversas las practicas que desde el anarquismo, los movimientos anticapitalistas y las sociedades sin estado que han existido (algunas aún hoy lo hacen) pretenden detener la “palanca del progreso” utilizando las palabras de Walter Benjamín, tal es el caso de las ecoaldeas, el sabotaje a las empresas propiciadoras del cataclismo, la permacultura, etc. Así como también las prácticas ancestrales de las comunidades indígenas las cuales establecen una comunicación armoniosa con la naturaleza.

En fin, desde que la autoridad existe (no sé cuánto tiempo y a los estudios de antropólogos poco les creo), hay quienes se resisten y crean formas antagónicas de organización que desechan cualquier forma de autoridad, control y dominación. Los ejemplos son muchos y hoy se siguen extendiendo, porque como lo dice la consigna: Mientras exista miseria habrá rebelión. Esa rebelión que tiene que desenvolverse, tensionar y conflictuar en todos los espacios donde se dé, el exterminio del capitalismo hoy no puede entrar en discusión tiene que ser un hecho porque sin la presencia de este monstruo desparecerán a su vez sus asquerosas creaciones como la cárcel, la policía, las industrias a gran escala, los Psiquiátricos… etc. y también exterminar de una vez por todas el poder y la autoridad. Lucha de clases y Guerra social.

A la memoria de Mauri, Zoe, Beatriz, Claudia y muchos más.

¡Guerra social contra el poder y la autoridad!

X que la anarquía si funciona.

Mañe!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s