organización

¡El problema no es la consulta, el problema es el sistema!

Minientrada Posted on Actualizado enn

Consulta anti

En el 2018, las colombianas fueron invitadas a las urnas cuatro veces: la primera, el 11 de marzo, para elegir senadores y representantes a la cámara; la segunda, para elección presidencial 2018-2022; la tercera, para definir la elección presidencial ante los resultados de la primera vuelta que, en este caso, enfrentó al socialdemocráta Gustavo Petro y derecha encarnada por Iván Duque, saliendo victorioso este último. La cuarta -y parece que última vez en este año- fue para “decidir” por medio de siete preguntas en las que 12’140.342 personas tenían que aprobar, o no, acciones referentes al tema de la corrupción en el país, para que posteriormente, pasara a debate en el Congreso y dar allí la última palabra.

Pues bien, así se cumplió con la parafernalia democrática alrededor de las elecciones, dejando como ganadora – en las cuatro ocasiones – a la clase política tradicional: en el Congreso, en la presidencia, y en definitiva, todos los escenarios vinculantes. Sin embargo, a pesar de la oleada de mensajes pesimistas ante los resultados, consideramos que no debe ser una situación que nos lleve al agobio, al fin y al cabo, las urnas, elecciones y representaciones no son nuestro fin, ni tampoco el de las comunidades ya organizadas autónomamente. No perdemos de vista (aunque suene a cliché desgastado) que los derechos y la dignidad se han conseguido en otros escenarios de disputa, de esta manera, lo que nos agobia realmente son las derrotas y/o victorias exageradas que se hacen en la “tusa post-electoral”. Con ello, no negamos que son importantes los análisis que se hacen en el marco de las elecciones luego de conocer los resultados, sin embargo, hay medios, colectividades e individualidades que dan triunfalismos o derrotismos donde no los hay -por lo menos para las clases oprimidas-, pues las condiciones seguirán siendo iguales -o peores- para las trabajadoras del campo y de la ciudad más allá de la concreción de los resultados.

¿Derrotados?. Tristemente, las derrotas no cuentan cuando nada se ha ganado. Las raíces de la política trascienden de la peregrinación del espectáculo electoral independientemente si es una consulta o una “elección”, aún con mayor prevalencia, lo concerniente al trabajo de base ya que es allí precisamente donde se cocinan las condiciones para la lucha contra el poder imperante en lo concerniente a las clases explotadas. Estas últimas, hemos venido acumulando un sinfín de batallas perdidas ante la burguesía y el Estado, y aunque son muchos los factores que darían cuenta de ello, merece un capitulo especial las responsabilidades que ponen de presente nuestra incapacidad de entrega y compromiso hacía los procesos que canalicen los sentires de la gente de a pie.

¿Victoriosos? Son pañitos de aguas tibias, hay que comenzar asumiendo que tampoco se ganó nada en términos revolucionarios. Quizás, las que ganaron en popularidad o en gestión, fueron aquellas personalidades de la “política alternativa” en apariencia, pero que en el fondo continúan reproduciendo más de lo mismo, como es el caso de Claudia López, Angélica Lozano, Rodrigo Lara, Jorge Robledo, entre otras estrellitas de la política colombiana. Para quienes crean que exageramos con nuestros juicios, recordamos con sencillos ejemplos de dónde procede el agua del caudal: Claudia López que gusta de mostrarse beligerante, mansa aparece ante lo que fue su apoyo e iniciativa concedida a Enrique Peñalosa para llegar a la alcaldía en el 2016. Rodrigo Lara, compañero y amigo de Vargas Lleras, militante del partido político más salpicado por la corrupción, es decir Cambio Radical, trata hoy en día de confundir con “nobles” intenciones al país. Por otra parte, de Jorge Robledo no hay que señalar mayor cosa, su hoja de vida como adalid del sectarismo y legitimador de la economía latifundista hablan suficiente sobre este personaje.

Puestas las fichas de esta manera en el tablero, se hace evidente que el problema no está en que no se haya alcanzado el umbral de la consulta. El problema de fondo es legitimar este sistema que roba, esconde, asesina y desaparece. Roba imponiendo impuestos, contratando terceros para sacar el máximo provecho monetario; esconde la gestión económica pública; asesina y desaparece a quiénes luchan en contra de este modelo demencial como lo es el capitalismo.

La solución no está en ser amigas del Estado y sus representantes políticos profesionales, la solución es enfrentar el sistema político y social que nos pregunta si queremos que nos roben de frente o de espaldas.

Anuncios

Relanzamiento del Grupo Estudiantil Anarquista (GeA)

Minientrada Posted on

Vídeo reportaje de lo que fue el relanzamiento de organización Grupo Estudiantil Anarquista en la ciudad de Bogotá. (2018).

 

 

Otro 20 de Julio sin nada que celebrar

Minientrada Posted on Actualizado enn

20jul

Otro 20 de julio sin nada que celebrar, otro ciclo legislativo que cierra y sigue haciendo aguas las esperanzas de cambio de trabajadores, campesinas e indígenas. Otro día más en el que se siguen contando las muertes de activistas sociales asesinadas por los intereses económicos de grandes multinacionales y terratenientes locales en los territorios en conflicto. Este escenario es caldo de cultivo para engendrar y reavivar estructuras paramilitares y de sicariato, como viene sucediendo en los últimos meses, con la escalada de amenazas y asesinatos selectivos contra comunidades rurales y periféricas en diversas ciudades del país.

 

Ya contamos con 208 años de la prometida transformación que nunca hubo, la altura de los anhelos de libertad de las más oprimidas continua en la lista de espera. Las gestas liberadoras de Bolívar y sus muchachos, marcaron un cambio de forma a nivel político del reinado español en decadencia, pero al mismo tiempo, zanjó el camino para la conquista del modelo económico capitalista. Leer el resto de esta entrada »

Reflexiones y un poema

Minientrada Posted on Actualizado enn

pens

En estos días de convulsión generalizada, es normal que múltiples pensamientos crucen de manera frenética nuestra mente. En ese mar de reflexiones, hay algo que muchas tenemos claro, y es que nunca podremos decir cuál es la hora cero de la Revolución Social, no podremos decir cuándo será su inicio y mucho menos cuando será su final, hacerlo sería una fatalidad. Solo la reflexión y análisis de las condiciones materiales y éticas podrán dar continuidad a este basto proceso, pues no es suficiente con ser muchas en la militancia, ni tener todas las “herramientas” necesarias. Es preciso tener un grado de Revolución dentro de nosotras mismas, es decir, debemos ser y que las demás sean, personas que no solo miran al exterior, sino también hacia el interior, para que el proceso de lucha y resistencia sea introspectivo y eficaz.

Claro está, todo esto depende de nosotras y nuestra capacidad de generar y construir los espacios que darán paso a la reflexión de nuestras conductas y a la organización solidaria según intereses y habilidades de las explotadas. Hacer de nuestra curiosidad y creatividad medios para hacer más eficaz la lucha y lograr lo que ha sido más complicado conseguir; enamorar a las personas de procesos que vivencien de forma cotidiana el pensamiento crítico y reflexivo que permita tomar posición frente a las problemáticas que nos aquejan en el día a día, y porque no, enamorarlas de nuestros objetivos e ideas. Leer el resto de esta entrada »

Lxs anarquistas y las votaciones en Colombia

Minientrada Posted on

Vídeo resumen de la jornada de discusión llevada a cabo el 12 de Junio en Bogotá, Colombia, respecto al papel de lxs anarquistas en las elecciones.